Comisiones Obreras de La Rioja

16 de febrero de 2017, 16:41

Aprueban el CETA en Europa

La campaña No al TTIP, CETA y TiSA lamenta que hoy se haya ratificado en el Parlamento Europeo el CETA (Comprehensive Economic and Trade Agreement), el acuerdo comercial firmado por Canadá y la UE el pasado 30 de octubre. Lo han refrendado los votos de conservadores, socialdemócratas y liberales y han votado en contra la Izquierda Unitaria, los Verdes y algunos socialdemócratas. En total 408 votos a favor, 254 en contra y 33 abstenciones.
"Cuando todos los demás argumentos fracasan, lo único que les ha quedado decir es que existen valores compartidos con Canadá o que lo contrario a un acuerdo como el CETA sería apoyar a Trump – pero las personas nos hemos vuelto mucho más inteligentes en lo que se refiere al comercio y es una vergüenza reducir el debate a algo tan simplista" denuncian miembros de la campaña No al TTIP.
Las organizaciones sociales, ambientales, sindicatos y otros sectores profesionales recuerdan que aunque el CETA haya sido aprobado en la eurocámara, es ahora el momento de los parlamentos estatales de bloquear el proceso de ratificación. No podemos permitir que un tratado de comercio e inversiones dictamine nuestras normas sociales, ambientales o laborales. Ahora más que nunca urge la organización social para hacer frente un modelo de globalización fracasado que únicamente aumenta las brechas de la desigualdad y acelera el cambio climático, provocando descontento social y dando paso a populimos de la derecha que intentan capitalizar el descontento social a su favor.
Los defensores del CETA – incluyendo el Partido Popular, Ciudadanos y el Partido Socialista – han seguido presentándolo hasta el último momento como un gran acuerdo que mejorará el intercambio de bienes y servicios entre partes, creando riqueza y facilitando la creación de empleo – a pesar de que la comisión parlamentaria de Empleo y Asuntos Sociales haya aprobado una opinión en contra del CETA.
"Aquellos que han votado a favor del CETA cargan una gran responsabilidad histórica a sus espaldas – tenemos que parar la concentración del poder industrial y financiero" recuerda el vicepresidente del grupo europeo de la Izquierda Unitaria Patrick Le Hyaric.
En la votación de hoy lo que se ha dirimido en el Parlamento Europeo es algo más que una votación sobre un acuerdo comercial, se ha votado el modelo socioeconómico que puede imperar en Europa en las próximas décadas, muy en la línea de las políticas de austeridad y recortes que están sufriendo las clases populares desde el inicio de la mal llamada crisis económica.
La campaña No al TTIP recuerda que a pesar del resultado de la votación ninguna lucha está perdida. El acuerdo con Canadá tiene un obligado paso por los parlamentos estatales y algunos regionales, su tramitación puede deparar algunas sorpresas. En ese proceso se encontraría una oportunidad de acabar definitivamente con él, dado que algunos países muestran serias dudas sobre la idoneidad de su implantación.
"Votar por el CETA es comprar gato por liebre" recuerda la eurodiputada socialista belga Marie Arenas quien afirma que seguirá abogando por buscar el voto en contra en la ratificación estatal. 
La campaña NoalTTIP que ha impulsado desde hace meses acciones y movilizaciones en contra del CETA se reafirma en su posicionamiento no solo contra este tratado sino también contra otros como el TTIP y el TiSA, manifestando su intención de seguir trabajando – frente al silencio de los grandes medios de comunicación – para informar a la población de los impactos que estos suponen en nuestras vidas cotidianas y sobre nuestros derechos.

Aprueban el CETA en Europa

16 de febrero de 2017, 16:41